EASTER

EASTER
Por Jonathan Bravo
La fiesta Bíblica de la Pascua (He. Pesaj = “Pasó el destructor sobre nosotros y no morimos”) celebra la liberación milagrosa del pueblo de Israel en la última plaga sobre Egipto. Una noche diferente a todas las noches, mientras en cada casa en Egipto hubo por lo menos un muerto, los Israelitas obedecieron para sacrificar un cordero, poner una señal de sangre en la puerta, sus vidas fueron preservadas, cenaron muy rápido y salieron de “la casa de servidumbre” al amanecer. ¡La Nación de Israel es un milagro! Producto de las maravillosas hazañas hechas por Dios para sostenerlos no solo por 40 años en el desierto, pero por todas las generaciones.
La Muerte, Sepultura y Resurrección de Jesucristo corresponden a la Pascua judía, la cual, por decirlo así, era una sombra y figura profética del Sacrificio Perfecto en El Calvario y La Salvación Eterna para quienes recibamos ese inmenso favor del Dios de Israel. Jesucristo es El Cordero de Dios que quita el pecado del mundo. Él entregó su vida por la nuestra, Él llevó nuestro juicio, no hay justo ni aun uno y la única persona sin maldad es Él. Todos nos descarriamos como ovejas, cada cual se perdió en su propio camino. Nos rebelamos y nos apartamos de Dios pero sobre Él cayó nuestra sentencia. Fue herido por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados. Jesús murió sobre un árbol y sobre un monte que Él mismo creó. Nadie le quitó la vida, con amor Él la entregó para que nosotros fuésemos libres. La palabra “Evangelio” significa “Buenas Noticias de Salvación” Y porque Cristo vive, puede salvar perpetuamente a quienes nos acercamos a Él y le entregamos nuestra vida.
Easter: El nombre se deriva de la fiesta de primavera pagana de la diosa anglosajona Eastre, del folklore y muchas costumbres asociadas, por ejemplo, la coneja y los huevos de Pascua. En las lenguas germánicas los términos utilizados (Inglés pascua; ostern alemán) se cree que se derivan del nombre de una oscura diosa germánica de la primavera, Eastre, culto popularizado por el monje Inglés Bede. En una fecha próxima y para ocultar estas razones germánicas, el nombre de esa diosa se cambió por las palabras que llegaron a traducir del griego pascha y del hebreo pesaj. A través de los siglos se han añadido costumbres paganas que aparentemente reflejan el folklore de primavera pero resaltan el huevo y el conejo.
Desde antes de Cristo, el conejo era un símbolo de la fertilidad asociado con la diosa fenicia Astarté, a quien además estaba dedicado el mes de abril. En alusión a esa diosa, en algunos países a la festividad de pascua se la denomina "Easter". The Westminster Dictionary of the Bible (El diccionario Westminster de la Biblia) recoge que Easter era «originalmente la festividad de la primavera para honrar a la diosa teutónica de la luz y del renacimiento en la primavera, a quien se conocía en anglosajón como Easter». Ya en el siglo VIII los anglosajones habían transferido dicho nombre a la fiesta católica que designa la celebración de la resurrección de Cristo, adoptando otra fiesta pagana más en las tradiciones católicas. Así que la elección del conejo se debe a su conocida capacidad de procreación, de gran valor simbólico en unas fiestas dedicadas a la fertilidad de la tierra tras el invierno.
En la tradición católica se transmite el relato sobre el origen del conejo de Pascua, el que cuenta que en el tiempo de Jesús un conejo estuvo encerrado en el sepulcro junto a Jesús y presenció su resurrección. Al haber presenciado el milagro, al salir de la cueva junto con Jesús, se dice que fue elegido como el mensajero que comunique y recuerde a todos los niños la buena nueva, regalando huevos pintados, y actualmente también regalando huevitos de chocolate y otras golosinas durante la Pascua, de forma similar a como ocurre con papá Noel en Navidad.
Los huevos representan misterio, magia, brujería, medicina, comida y otras cosas. Es ahora un símbolo universal de La Semana Santa (nombre NO Bíblico) en las celebraciones a lo largo del mundo y han sido teñidos, pintados, adornados y embellecidos en la celebración de este simbolismo especial. Antes de que los huevos llegaran a entrelazarse cercanamente con la semana santa de la religión, fue honrado durante muchos ritos de Festivales Primaverales. Los Romanos, los Galos, Chinos, Egipcios y Persas, todos adoraban los huevos como un símbolo universal de incubación. En los tiempos paganos los huevos representan el renacimiento de la tierra. El largo y duro invierno había pasado, la tierra estalló y renació justo como un huevo milagrosamente lleno de vida. Los huevos en aquel entonces se creía que tenían una fuerza mágica especial. Eran enterrados bajo las fundaciones de edificios para protegerlos del mal, las mujeres jóvenes romanas embarazadas cargaban un huevo en sus ropas interiores para fortalecer el sexo de sus niños por nacer; y al nacer los limpiaban con ellos para apartarlos de la mala suerte. Las novias francesas se paraban sobre un huevo antes de cruzar la entrada de sus nuevos hogares para destruir simbólicamente al mal.
El folklore de las viejas leyendas Polacas y creencias católicas atribuían al huevo para la celebración de pascua. Una leyenda dice que María les dio huevos a los soldados en la cruz. Ella los entretenía para que fueran menos crueles y entonces ella lloraba. Las lágrimas de María cayeron sobre los huevos manchándolos con puntos de colores brillantes. Otra leyenda Polaca dice que María Magdalena cuando iba al sepulcro a ungir el cuerpo de Jesús. Ella acarreaba una canasta de huevos que le servían como un alimento. Cuando ella llegó al sepulcro y destapo los huevos el cascarón había milagrosamente tomado los colores de un arcoíris.
Una vez más miramos cómo los cuentos, los cultos paganos y el sincretismo religioso apartan a las personas de la posibilidad de Salvación para entretenerlos en ignorancia y atrapadas en ataduras ancestrales que son cadenas espirituales muy fuertes que inducen a la adoración de ídolos y demonios pero les alejan cada vez más de Dios.

CENTRO CRISTIANO HISPANO P. O. Box 3455 Santa Rosa, CA. 95402 cchsr@gmx.us